NEIMHAIM, LA ESTRELLA POLAR DE LA FANTASÍA ESPAÑOLA

Hace no mucho hice una de esas socorridas listas de las mejores X (inserte aquí la variable que se desea) del año, tan típicas de la última semana de cualquier diciembre. En mi caso, la lista versaba sobre mis tres mejores lecturas de 2020. La novela que ganó el oro no fue otra que El azor y los cuervos, segundo volumen de la saga de fantasía Neimhaim. La disputa se dirimía entre los veinticinco libros que pude leer durante el año pasado. No son muchos, lo sé. Por desgracia no puedo leer tanto como quisiera durante el año ya que tengo la fea costumbre de trabajar demasiadas horas, escribir mis propias novelas, pasar tiempo con mi familia y atender mil obligaciones que hacen que apenas recuerde qué es eso de tener quince minutos desocupados. Pero ya os digo que si hubiese leído cien novelas, probablemente el primer puesto no hubiese variado. El azor y los cuervos me devolvió esa añorada ilusión por leer una saga de fantasía que no sentía desde que leía los primeros volúmenes de CdHyF.

Todo eso, sumado al vudú que La Eremita, transformada en la sádica Erzulie, me practicó como incentivo para que escribiese, me ha llevado a querer compartir con vosotros las claves de esta saga de fantasía nórdica, como es definida en su página web. ¿Por qué nórdica? La cantería de mundos (también conocida como worldbuilding si no amáis el idioma de Cervantes 😋) de esta saga, su ambientación y temática está unida estrechamente a los mitos escandinavos. Y digo bien, escandinavos, porque la autora no sólo se inspira en dicha mitología, sino que la adapta para sus novelas, con los cambios necesarios. Así pues, veremos los nueve mundos y conoceremos a algunos de los Altos (como son conocidos los aesir entre las gentes de Neimhaim): Odín, Thor, Hela o Tyr. No son estos, ni mucho menos, los únicos elementos tomados de las eddas o inspirados por ellas. Y, no obstante, la autora incorpora su propio sello personal, matices y grandes diferencias que consiguen que el mundo de Neimhaim encuentre su propio camino y se sienta diferente a los mitos que todos conocemos.

A mí me ponen un Árbol de la Vida milenario en una novela y ya me compran 😍

Sí, amigos. Neimhaim se ha convertido para mí en la estrella Polaris, en el norte magnético, en el nuevo patrón con el que medirse y en la referencia a la que tomar como inspiración para decidir si una obra de fantasía escrita en España es buena, mala o regular. Es un listón, colocado a mucha altura, para motivarse a la hora de saltar. Quizá perdamos los dientes en el intento, pero sonreiremos igualmente tras levantarnos (previo paso por la clínica dental, claro). Si Aranzazu Serrano ha podido, los demás debemos, al menos, intentarlo al grito de: ¡Por la fantasía!

Quizá os estéis preguntando de qué va Neimhaim. Lo primero que hay que decir es que la saga estará compuesta por cinco volúmenes, de los cuales hay dos ya publicados, y que cada uno pretende ser, más o menos, autoconclusivo. Nos contará la historia de dos pueblos muy diferentes, entre los que no existe otra cosa que no sea desconfianza, pero que por azares del destino deben unirse para sobrevivir. Neimhaim pretende ser la crónica de esa unión, que tiene como potencial dar una suma mucho mayor que el valor de ambas partes, y de los avatares que deberán recorrer los distintos personajes para fomentarla u obstaculizarla. También nos contará la historia de un linaje profetizado, el de los primeros reyes de ambos pueblos, y de sus descendientes. Hasta llegar al quinto de ellos, ya que entonces otra profecía cuenta que el pasado volverá a repetirse y cierto dios de corazón helado reaparecerá…

¿Por qué recomiendo Neimhaim a todo amante de la fantasía que se precie? Evidentemente, por su calidad, en todos los aspectos. La edición en papel está cuidadísima. Las ilustraciones son maravillosas. Y el estilo de Aranzazu es una gozada. Si en el primer volumen ya era bueno, en el segundo se supera. Y lo mismo reza para cualquier otro aspecto. El primer libro me pareció notable, pero con algunas partes más “de relleno”. El ritmo no era perfecto, pero eso no desmerecía al libro. En la segunda parte no hay nada que sobre y eso, en un libro que ronda las 800 páginas, no es nada fácil de conseguir. Porque a la vista de esta progresión, y salvo desastre mayúsculo, auguro que el resto de la saga estará a un nivel magistral, similar a la de cualquiera de los grandes de la fantasía. Porque la historia que cuenta es compleja, interesante y adulta. Aranzazu no se corta en narrar lo feo y lo bello, la sangre y el sexo, lo mezquino y lo desinteresado; todo tiene cabida en estos libros ya que todo tiene cabida en el género humano. También lo recomiendo por sus personajes: hay muchos, pero todos son complejos y poseen matices. Y hay varios que te van a encandilar, seguro, porque son espectaculares y se alejan del arquetipo del héroe de literatura fantástica.

¿Y qué decir de sus temas? Son universales, así que encontraremos el amor, la incomprensión, las relaciones entre padres e hijos, la lucha entre la modernidad y la tradición, la venganza… Pero el hilo conductor y tema principal de la saga es, sin duda, que no somos tan diferentes como creemos y que debemos aceptar al otro. Y eso, para un pueblo que se asemeja tanto al vikingo, al que todos tenemos por violento y rudo, puede ser un mensaje muy potente.

Kirk Douglas no sólo fue Espartaco, sino también Einar en los años 50. Nada más y nada menos que el hijo bastardo de Ragnar Lodbrok. Me quedo muerta 😱😂

No es una razón para leerlo, per se, pero creo que hay que ponerlo de relieve: Neimhaim es una obra escrita en España. Yo defiendo que todo el mundo lea lo que le apetezca y detesto el corporativismo, pero que una obra de tanta calidad se escriba en este país, es digno de mención, de elogio y de apoyo. Porque eso nos da una pizca de esperanza a los que escribimos fantasía y creemos que aquí podemos hacerlo tan bien como allá. Neimhaim tiene ese aire que tienen las grandes obras de fantasía, ese que te impide precisar dónde se ha escrito o quién estaba tecleando (sin perjuicio para tener un estilo propio y reconocible). No es falta de personalidad, sino una prueba de la universalidad de la propia obra.

En estos momentos, la autora se encuentra inmersa en la escritura del tercer volumen, por lo que hablar de fechas para la finalización de la saga no tiene sentido. Siempre digo que en sagas tan largas, y en general en cualquier aspecto de la vida, hay que procurar disfrutar del camino y no de la meta. Algo curioso, que me hizo identificarme en su momento con la autora y la saga, es que Neimhaim tardó 22 años en gestarse hasta la publicación del primer libro. En mi caso, sólo fueron 19, pero me sentí un poco menos solo al ver que no era el único que tardaba lustros en escribir y publicar el primer libro de una saga xD. Y sí, ya sé que Sanderson se avergüenza de mí, pero es lo que hay. I regret nothing 😎.

Y, sin más, me despido, Espero que esta pequeña incursión por las frías tierras de Neimhaim os haya resultado interesante y que no os haga acordaros de cierta borrasca de nombre curioso. Como persona nacida en una tierra de clima subtropical, soy de los que piensan que la nieve, mejor en las montañas y en la helada Karajard 😁.

SAGA TRECE TRONOS VI: ARKANAI – JESSICA GALERA

Trece tronos ha vuelto con su sexta entrega, Arkanai, para mover nuestros cimientos junto con los de Noctis y Luzaria. Si os apetece una lectura que no os permita ni un segundo de respiro, ni parar porque todo es tan intenso, tan veloz, que tenéis la imperiosa necesidad de saber qué ocurre de inmediato, pasando páginas diciéndoos “venga, esta es la última, mañana sigo”, pero no podéis evitar devorar una y otra y otra hasta acabarlo… y después de hacerlo os quedáis con la sensación de ¿ya? bueno ¿y ahora?… para después pensar que queréis el siguiente para ayer, tenéis que leer esta saga.

No os apuréis, Jessica es una autora rápida en sus entregas, no os dejará en vilo demasiado tiempo. Y a pesar de que son ya cinco libros, aún tenemos mucho que explorar en el mundo conformado por Luzaria, Noctis, y ahora Necron.

La saga tiene ya cinco libros publicados. Buceando un poquito en el blog podéis encontrar reseñas de los cuatro primeros. Falta uno, Leggion, que es una precuela y a la vez aclara aspectos de Arkanai, aunque os confieso que no lo he leído aún y he podido seguir perfectamente el hilo. El orden que recomienda Jessica es:

1.- Dryadalis

2.- Reo

3.- Praes

4.- Kaisar

5.- Leggion

6.- Arkanai

Si en Kaisar pensábamos que la maldición de Caronte había llegado a su fin, el muro que dividía Luzaría y Noctis había caído y Adrien y Res, June y Elain podrían vivir su amor en paz, estábamos bien equivocados… pero dejo que Jessica os resuma el argumento antes de arriesgarme a hacer algún spoiler indeseado contándooslo yo:

Entre las ruinas de la antigua catedral élfica, June encuentra una vieja moneda dorada que encierra la rúbrica de un pacto ancestral. Y es que, a pesar de ser distinta a las trece que protagonizaron sus más recurrentes pesadillas en los últimos meses, no le cuesta reconocerla: es un arkanai, las monedas que sellan los pactos alcanzados con Caronte. Si la moneda sigue allí, en Luzaria, es porque uno de ellos aún no se ha saldado.

​Cuando Adrien se entera, decide no contarle nada a Resryon, cuya situación en Noctia es más que complicada: no todas las terras están dispuestas a olvidar y firmar tratados de paz, y el miedo a una nueva guerra se convierte en un fantasma que planea sobre las cabezas del propio Res, Anven y Elain.

Sin embargo, los secretos serán imposibles de contener cuando los elfos antiguos lleguen a Luzaria dispuestos a poner en jaque a aquella que los desafió: la reina Lada, cuyo amor por el rey brujo Laubrok podría desatar un nuevo desastre.

El pasado regresa con sorprendentes revelaciones y disyuntivas que pondrán a prueba a Resryon, obligado a tomar decisiones definitivas si desea que la historia recuerde a la Vakko de una forma distinta.

Ya os lo he avanzado: de nuevo la autora no nos da tregua. Dice que escribe de amores, que los hay, y a raudales, pero si esperáis que sean de los que os hacen salir corazoncitos rosas por los ojos, no la conocéis; serán corazones sí, pero con sangre, barro, y magia, mucha magia de todo tipo y color. Cada romance “galeriano” mueve guerras sin cuartel hasta convertirse más en una fantasía épica aderezada con romances no menos épicos y finales inesperados.

Y en esos romances guerreros, hay en Arkanai una sexualidad más explícita que en anteriores entregas, que nos deja cosas como ésta que voy a citaros, porque ha encantado mi espíritu guerrero, con un grado de erotismo que merece la pena leer:

—En esta mesa se han trazado mil estrategias de conquista. —El beso con el que pausó sus palabras fue lento, profundo, intenso, deslizando su lengua sobre la boca de Adrien mientras movía ligeramente la cadera sobre él. Las manos del lúzaro acariciaban sus costados, sintiendo que se derretía—. No podía evitar preguntarme —continuó susurrando— qué estrategia seguiría para conquistarte a ti, el imperio de tu cuerpo… y de tu alma.

Andreu, Jessica Galera. Arkanai : El Fin de la Dinastía (Trece Tronos) (Spanish Edition) (p. 320). Edición de Kindle.

Y yo, que ya estaba enamorada de la historia de Resryon y Adrien, me he derretido como el lúzaro, lo confieso. Pero no os confiéis, Jessica sigue poniendo a sus personajes en situaciones imposibles y a sus lectores con el alma en vilo sufriendo con ellos hasta el… ¿final?

No, no es el final. Aún nos quedan muchos Tronos por descubrir. No sobra ni uno. Falta.

Una última pista: no deis los amores por consolidados, las vidas por vivas ni las muertes por muertas ¿o si?…

Y una nota para todos los escritores de fantasía: ¿Queréis dejar de enloquecerme con los puñeteros elfos? ¿Son bien o son mal? ¿En qué quedamos? Unos hacéis que los ame, otros que los odie… Y encima la maldita cancioncita navideña esa de “Si tú tambien la cantas eres….” Pero después de leer Arkanai, aunque no pueda evitar cantarla cuando la oigo, no, no, no soy elfooooo (a menos que sea como mi Eugenne, mi personaje favorito de toda la saga)

Links de descarga : Formato mobi amazon Formato papel tapa blanda Y por supuesto la teneis disponible en kindle unlimited.

  • ASIN : B08R31VGZB
  • Idioma: : Español
  • Tamaño del archivo : 6084 KB
  • Uso simultáneo de dispositivos : Sin límite
  • Texto a voz : Activado
  • Lector de pantalla : Compatibles
  • Tipografía mejorada : Activado
  • Word Wise : No activado
  • Longitud de impresión : 583 páginas
  • En Papel:
  • ASIN : B08R4K61F1
  • Editorial : Independently published (20 diciembre 2020)
  • Idioma: : Español
  • Tapa blanda : 670 páginas
  • ISBN-13 : 979-8583843787

LOS BRIDGERTON O LA PRECUELA PÓSTUMA DE GOSSIP GIRL

Yo me imagino que Shonda Rhimes andaba un día leyendo tranquilamente a Julia Quinn en su sofá de florecitas, y de pronto levanta la cabeza a la tele que tiene así como de fondo, porque le llama la atención una reposición de Gossip Girl.

Ella, que para diva de las series de TV (Soy acérrima de Anatomía de Grey, lo reconozco), va y se dice:

  • ¿Qué? ¿Que esto de los cotilleos de una anónima que pone a parir a todo bicho viviente mientras vista de Channel o Armani y lleve bolsos de Louis Vuitton tiene éxito? ¿Cómo es que a mi, con lo shondísima que soy, no se me ha ocurrido?… Apartaos que voy.

Y claro, no es por no ir, pero ir para nada es tontería, así es que va y nos hace una serie no de señoritingos nuevos ricos americanos, por muy descendientes del Mayflower que sean. Ella tiene que ir a lo más mejor, o sea, a lo más rancio de la nobleza inglesa, o sea, Cayetana, te lo juro por Snoopy. Encima está leyendo esa novelita georgiana cuya serie es todo un best seller en romántica.

Pues dicho y hecho. Se marca una serie de señoritas previctorianas en edad de cazar un buen partido en los salones de Almack´s, protagonizada por una Daphne muy english rose y un pedazo de Duque atormentado, millonario, canalla de los de “a mi no me cazas pero caigo el primero de cabeza” tan arquetípico de estas novelas, que encima es un mulato a la caribeña que se os caen… los palos del sombrajo, a ver qué pensábais que iba a poner (pues lo pensáis bien, pero no queda adecuado escribirlo tan claro ¿no?). Y la Gossip Girl que en este caso escribe como  Lady Whistledown nos cuenta todos los dimes y diretes en una gacetilla que la Alta Sociedad Londinense admira y denosta a partes iguales.

Y además, como ella, ya os lo he dicho, es shondísima de la muerte, va y me pone una reina Carlota negra – Ay, me encantaría ver a Su Graciosa Majestad la veteranísima Isabel II, la inglesa inmortal, con lo que sufrió ella con la parentela de la Megan, la de su Harry, ver la serie en el Buckingham Palace, os lo juro, por Snoopy o por lo que queráis – Y gran parte de la rancia y albina nobleza inglesa, lo mismo. Que no tengo nada en contra, pero yo me planteo hacer una versión de Raíces con un Kunta Kinte más noruego que el de Vikings. A ver qué pasa. Ya os lo digo yo: que acabo entre rejas porque no me llamo Shonda Rimes.

A pesar de todo, funciona. Es entretenida, bien ambientada, tonos de bronceado dermatológico aparte (que hasta lo olvidas), y con un enredo digno de Mucho ruido y pocas nueces del so british Shakespeare – Ved la versión de Kenneth Branagh y Emma Thompson. Es buenisísima – .

Que me ha gustado vaya, que un par de tardes entretenidas haciendo un minimaratón pasas. Veré la segunda temporada. Shonda es Shonda hasta cuando se britaniza a su shondísima manera. Ocho capítulos muy, muy amenos. Ah, está en Netflix.

Pero no, no es ni de lejos Downtown Abbey, ni Arriba y Abajo. Es una Very American England.

Ficha de Sensacine para argumento y reparto

COLECCIONES DE OBRAS MAESTRAS POR MENOS DE 1 EURO

Buena noticia empezar el año. Seguro que muchos de vosotros ya lo sabíais pero resulta que yo me lo acabo de encontrar y ardo en deseos de compartirlo porque me parece increíble: He encontrado colecciones de obras maestras por menos de un euro en amazon. Formato Kindle claro.

Me ha dado la british vein y me he autoregalado una de Oscar Wilde. Y ganitas de Dickens y Balzac.

Eso si, no se muy bien cómo está la edición, ya os contaré. Os dejo enlaces por aquí para ahorraros el curro de buscar. Y si, confieso que si pilláis alguna por aquí igual le caen al blog mediocéntimos (céntimos enteros no creo dado que la cosa no llega a un euro en ningún caso, pero quién sabe, tacita a tacita igual me ayuda a pillar un hosting para esta casa redondalera).

De Nada. Que los disfrutéis con salud.

Y edito para aconsejaros encarecidamente que leáis los comentarios a esta entrada, que por lo visto no es oro todo lo que reluce

>> Colección integral de Jane Austen: Emma, Lady Susan, Mansfield Park, Orgullo y Prejuicio, Persuasión, Sentido y Sensibilidad, La abadía de Northanger Versión Kindle

>> Colección integral de Charles Dickens: Cuento de Navidad, David Copperfield, Grandes Esperanzas, Historias de Fantasmas, Oliver Twist, Historia en dos ciudades, El grillo del hogar Versión Kindle

>> Colección integral de Edgar Allan Poe: Cuentos y Poemas Versión Kindle (Esta cuesta 1,99 aviso)

>> Colección integral de Fiódor Dostoyevski Versión Kindle

>> Colección integral de León Tolstoi: Guerra y Paz, Ana Karenina, La muerte de Iván Ilich, Resurrección Versión Kindle

>> Obras de Honoré de Balzac: Biblioteca de Grandes Escritores Versión Kindle

>> Colección integral de Oscar Wilde Versión Kindle

Hay muchísimas más, como Shakespeare, Zola, Virginia Wolf, Stendhal… pero ya os dejo que las descubráis

FELIZ AÑO Y PRIMER AÑO

Mañana hace un año que Mico, como apoyo moral, y yo, empezábamos a dar nuestros primeros pasos Desde El Redondal, tras aquella fantástica iniciativa de Ana Kayena en Twitter, #Quierosertuautorinvisible. Recibir en mi casa el primer libro de Ana Lena Rivera a cambio de comentarlo en redes, y las palabras de Ana fueron el detonante para retomar un poco más en serio, si es que ésto tiene algo de serio, la forma de compartir las lecturas que me gustan en un blog.

Se me abrió un mundo. Presentaciones de libros, la blogosfera, interactuar con autores de tú a tú… verter mi pasión en una afición que me llena y me gusta compartir a mi manera, por si unas palabras en el ciberespacio ayudan a alguien a pasar momentos con ese placer indescriptible que es la lectura, mientras llenan los más difíciles de mi vida dándome una razón para volver a mirar el mundo con ilusión… Quería en suma, contar a la gente que incluso en los tiempos más aciagos, perderse en páginas que narran historias, que se convierten en un avión, barco o tren que te desplaza a lugares ignotos, que te cambian la piel de ciudadana media del siglo XXI por la de un pirata, un vampiro, un bárbaro, una guerrera o una indefensa damisela decimonónica, un presidente de República Bananera, una reina, una campesina, una asesina, una sufragista… y todo ello sin moverse del sitio cuando las circunstancias no te lo permiten, es un privilegio para el ser humano.

Item más, o sea, además dicho de manera redicha, valga la redundancia, he hecho amigos y conocidos con derecho a aprecio – a roce no, que, amén de no tener el ese pa muchos farolillos, estoy en esa etapa de mi vida en que me gratifica más llenar lo que se posa en la almohada que lo que se posa en el resto del colchón, que también, pero eso está bien servido gracias – Creo que enemigos no, o al menos mi cerebro no los ha registrado, con lo que me amparo en la felicidad de la inconsciencia.

Un inciso: Odio, absolutamente odio, toda palabra que para designar a los genitales femeninos contenga la letra ch. Ya veis. Maniática que es una.

Aunque… realmente si hubiera hablado podría haberlos hecho. Porque a fuer de sincera, no entiendo mucho el mundo del bloguerío. Veréis, es que a mi, eso de dar me gusta como un bot para conseguir interacciones, como que no va conmigo. Si tenéis un “me gusta” mío o un comentario, tened por seguro que lo he leído, me ha gustado, y si he comentado, algo me ha movido a hacerlo. Son de verdad. Al principio quise seguir la tendencia, pero en un tiempecito decidí que para ese viaje no necesitaba alforjas, que pesaban mucho y que prefería pocos y bien avenidos, calidad a cantidad.

Porque el objetivo de la muchedad es que te regalen libros a cambio de críticas. Y si algo he aprendido es que quiero seguir siendo libre, opinando sin condiciones. Podéis darme, pero no lo hagáis esperando recibir. Si algo no me gusta, no va a estar aquí, por mucho que sea caballo regalado. Le voy a mirar el diente. Quien quiera entender que entienda. Eso sí, cuando doy, doy desde las tripas, y es de verdad, como la española cuando besa, que ya no tengo edad para besar por frivolidad.

Otro inciso para decir que amo de verdad la riqueza del refranero español. Creo que este año le voy a dedicar una sección, que bien lo vale

También advierto que algo va a cambiar. Hasta ahora solo traía lo que me gustaba. Este año me planteo cambiar eso. Si no me gusta, os lo voy a contar, y os voy a decir por qué. Después vosotros decidís porque, salvo casos flagrantes de ineptitud, para gustos los colores.

Y hasta aquí hemos llegado. Esta Yo sin máscaras y en crudo quiere daros las gracias. Os nombraría uno por uno pero mi consabido despiste hará que me deje a alguien y, con lo sensibles que estáis cualquiera se arriesga, que si algo no soporto son los ofendiditos. Superior a mis fuerzas, a las pocas que me quedan oigan. Pero sabéis quienes sois. Se os quiere, de aquella eremita manera.

No os perdáis, que seguiré por aquí dando lo que pueda y más. A veces, hasta un poco de ingenio que sale de vez en cuando de la reserva de un agotado depósito. Y agarraos, que pueden venir curvas redondaleras… y quien avisa no es traidor, que como buena soy muy buena, pero como mala, soy mejor (ay, benditos dichos)

Cedo la micro-palabra (micro de micrófono no de palabra pequeña, que si algo tienen mis compañeros de aventuras, es que son grandes) a aquellos de mis cuatro colegas que quieran tomarla. Y haced una entrada, que igual que no respeto las interacciones “ir por que vengan”, me importan un comino los tiempos interposts. He dicho.

Ah, y feliz 2021