SAGA TRECE TRONOS VI: ARKANAI – JESSICA GALERA

Trece tronos ha vuelto con su sexta entrega, Arkanai, para mover nuestros cimientos junto con los de Noctis y Luzaria. Si os apetece una lectura que no os permita ni un segundo de respiro, ni parar porque todo es tan intenso, tan veloz, que tenéis la imperiosa necesidad de saber qué ocurre de inmediato, pasando páginas diciéndoos “venga, esta es la última, mañana sigo”, pero no podéis evitar devorar una y otra y otra hasta acabarlo… y después de hacerlo os quedáis con la sensación de ¿ya? bueno ¿y ahora?… para después pensar que queréis el siguiente para ayer, tenéis que leer esta saga.

No os apuréis, Jessica es una autora rápida en sus entregas, no os dejará en vilo demasiado tiempo. Y a pesar de que son ya cinco libros, aún tenemos mucho que explorar en el mundo conformado por Luzaria, Noctis, y ahora Necron.

La saga tiene ya cinco libros publicados. Buceando un poquito en el blog podéis encontrar reseñas de los cuatro primeros. Falta uno, Leggion, que es una precuela y a la vez aclara aspectos de Arkanai, aunque os confieso que no lo he leído aún y he podido seguir perfectamente el hilo. El orden que recomienda Jessica es:

1.- Dryadalis

2.- Reo

3.- Praes

4.- Kaisar

5.- Leggion

6.- Arkanai

Si en Kaisar pensábamos que la maldición de Caronte había llegado a su fin, el muro que dividía Luzaría y Noctis había caído y Adrien y Res, June y Elain podrían vivir su amor en paz, estábamos bien equivocados… pero dejo que Jessica os resuma el argumento antes de arriesgarme a hacer algún spoiler indeseado contándooslo yo:

Entre las ruinas de la antigua catedral élfica, June encuentra una vieja moneda dorada que encierra la rúbrica de un pacto ancestral. Y es que, a pesar de ser distinta a las trece que protagonizaron sus más recurrentes pesadillas en los últimos meses, no le cuesta reconocerla: es un arkanai, las monedas que sellan los pactos alcanzados con Caronte. Si la moneda sigue allí, en Luzaria, es porque uno de ellos aún no se ha saldado.

​Cuando Adrien se entera, decide no contarle nada a Resryon, cuya situación en Noctia es más que complicada: no todas las terras están dispuestas a olvidar y firmar tratados de paz, y el miedo a una nueva guerra se convierte en un fantasma que planea sobre las cabezas del propio Res, Anven y Elain.

Sin embargo, los secretos serán imposibles de contener cuando los elfos antiguos lleguen a Luzaria dispuestos a poner en jaque a aquella que los desafió: la reina Lada, cuyo amor por el rey brujo Laubrok podría desatar un nuevo desastre.

El pasado regresa con sorprendentes revelaciones y disyuntivas que pondrán a prueba a Resryon, obligado a tomar decisiones definitivas si desea que la historia recuerde a la Vakko de una forma distinta.

Ya os lo he avanzado: de nuevo la autora no nos da tregua. Dice que escribe de amores, que los hay, y a raudales, pero si esperáis que sean de los que os hacen salir corazoncitos rosas por los ojos, no la conocéis; serán corazones sí, pero con sangre, barro, y magia, mucha magia de todo tipo y color. Cada romance “galeriano” mueve guerras sin cuartel hasta convertirse más en una fantasía épica aderezada con romances no menos épicos y finales inesperados.

Y en esos romances guerreros, hay en Arkanai una sexualidad más explícita que en anteriores entregas, que nos deja cosas como ésta que voy a citaros, porque ha encantado mi espíritu guerrero, con un grado de erotismo que merece la pena leer:

—En esta mesa se han trazado mil estrategias de conquista. —El beso con el que pausó sus palabras fue lento, profundo, intenso, deslizando su lengua sobre la boca de Adrien mientras movía ligeramente la cadera sobre él. Las manos del lúzaro acariciaban sus costados, sintiendo que se derretía—. No podía evitar preguntarme —continuó susurrando— qué estrategia seguiría para conquistarte a ti, el imperio de tu cuerpo… y de tu alma.

Andreu, Jessica Galera. Arkanai : El Fin de la Dinastía (Trece Tronos) (Spanish Edition) (p. 320). Edición de Kindle.

Y yo, que ya estaba enamorada de la historia de Resryon y Adrien, me he derretido como el lúzaro, lo confieso. Pero no os confiéis, Jessica sigue poniendo a sus personajes en situaciones imposibles y a sus lectores con el alma en vilo sufriendo con ellos hasta el… ¿final?

No, no es el final. Aún nos quedan muchos Tronos por descubrir. No sobra ni uno. Falta.

Una última pista: no deis los amores por consolidados, las vidas por vivas ni las muertes por muertas ¿o si?…

Y una nota para todos los escritores de fantasía: ¿Queréis dejar de enloquecerme con los puñeteros elfos? ¿Son bien o son mal? ¿En qué quedamos? Unos hacéis que los ame, otros que los odie… Y encima la maldita cancioncita navideña esa de “Si tú tambien la cantas eres….” Pero después de leer Arkanai, aunque no pueda evitar cantarla cuando la oigo, no, no, no soy elfooooo (a menos que sea como mi Eugenne, mi personaje favorito de toda la saga)

Links de descarga : Formato mobi amazon Formato papel tapa blanda Y por supuesto la teneis disponible en kindle unlimited.

  • ASIN : B08R31VGZB
  • Idioma: : Español
  • Tamaño del archivo : 6084 KB
  • Uso simultáneo de dispositivos : Sin límite
  • Texto a voz : Activado
  • Lector de pantalla : Compatibles
  • Tipografía mejorada : Activado
  • Word Wise : No activado
  • Longitud de impresión : 583 páginas
  • En Papel:
  • ASIN : B08R4K61F1
  • Editorial : Independently published (20 diciembre 2020)
  • Idioma: : Español
  • Tapa blanda : 670 páginas
  • ISBN-13 : 979-8583843787

TRILOGÍA SEXTO INFIERNO – AMAYA FELICES

Vosotros, gentes del Redondal, que no tenéis memoria de pez como una servidora, recordaréis que hace nada os hablaba de sagas de seres sobrenaturales detectives, cazarrecompensas, etc… ligeritas de leer, de esas para no pensar, y me comprometía a traeros unas cuantas.

Pues da la casualidad de que he descubierto una nueva, leída de una sentada, y me lo he pasado cual niña viendo una Cabalgata de Reyes, ya que estamos en la época. Esta vez se trata de Violeta, o Klinyt´Atz traducido a “demoniano”, una semisúcubo rubia platino, nieta del Rey del Sexto Infierno, que dice no ser tonta y, muy pero que muy bestia. En eso estamos de acuerdo.

Lo de que no es una rubia tonta… puede que no del todo, pero esa tendencia suya a meterse en cualquier berenjenal que se le cruce, aun sabiendo que no saldrá muy bien parada, o la tendencia a vivir al son de sus amantes pues… hace que lo dudemos un poquito. Aun así es una chica dura e implacable, con buen sentido del humor, tozuda como ella sola, y que no dice no a una buena pelea, así es que se lo perdonamos.

La trilogía se llama Sexto Infierno y nos la trae Amaya Felices, una profesora e ingeniero madre de dos niños que encontró su voz y su forma de expresarse ante los avatares de la vida mediante la escritura.

Se trata de fantasía urbana pura y dura, con toques juveniles, pero de esos con los que los adultos comulgamos sin demasiado problema. De lectura fácil y ligera, Amaya nos lleva de la mano de Violeta, a conocer a los seres sobrenaturales que conviven con nosotros en las sombras; vampiros, licántropos, brujas negras y demonios. Y cuando unos alquimistas ambiciosos amenazan con salir del anonimato y llevar al mundo al Armagedón mediante seres mutados en un laboratorio, los sobrenaturales han de tomar partido y prepararse para librar la madre de todas las batallas.

Pensé que encontraría mucho de romance paranormal, pero aunque subyace en el eje de la trama y está muy presente en las acciones de la protagonista, tiene mucho más de combate, aventura y acción trepidante que de amor y sexo, pese a que nos movamos entre bellísimos íncubos y súcubos.

Si bien los mundos de la novela no son complejos, me ha sorprendido para muy bien la estructura de las sociedades de seres sobrenaturales que crea la autora, particularmente la de las brujas y hechiceras, con jerarquías y costumbres brillantemente descritas.

Para no perderse el segundo libro, donde nuestra protagonista infernal debe robar un objeto sagrado en El Vaticano. He disfrutado especialmente ese tomo en el que se nos describen las defensas antidemonios de la Ciudad de San Pedro, y las órdenes ultrasecretas que lo protegen (Me acordé mucho de la serie “La Monja Guerrera” y me encantó)

Si queréis echar un par de tardes con esta trilogía, pasaréis muy buenos ratos. Yo repetiré con la autora, ya que he visto que es bastante prolija.

La imagen base de esta entrada es de Enrique Meseguer en Pixabay

Súcubo, transgresora, letal.

Nacida para ser perfecta, con un cuerpo capaz de hacer que cualquiera entregue su alma a cambio de poseerlo. Criada sin más alegrías que sus clases de lucha. Creyéndose maldita por un corazón cuyo dolor no entiende. Alimentada a través de la carne. Diseñada para ser el segundo ser más poderoso del mundo aunque ella misma piense que su vida no vale nada.
Pero cuando se acerca la noche de su quincuagésimo quinto cumpleaños, la mayoría de edad para los suyos, descubre una antigua venganza que debe completar. Se da cuenta de que es un peón importante en una guerra que lleva siglos fraguándose y duda de lo que siempre ha creído ser.
Cazarrecompensas, de madre asesinada y padre ejecutado, sarcástica y transgresora, protegida del único vampiro al que no desea estacar con sus tacones… por sus venas corre la sangre demoníaca más seductora y peligrosa. Así como el potencial para acceder al poder del pozo de todas las almas.

Link : El Pozo de todas las almas

La guerra ha llegado. Violeta es ahora uno de los generales de los ejércitos demoníacos del sexto infierno y, como tal, debe conquistar el primer plano. Sin embargo su amiga Marta, la bruja moon-wolf, la necesita para recuperar un antiguo grimorio de su clan, uno que sobrevivió a la Inquisición. El problema es que el libro está guardado nada menos que en la sede del poder de la Iglesia: el Vaticano.
Con el vampiro Casio hecho prisionero y Lucas embarcado en una misión secreta, el único que puede ayudar a Violeta es uno de los guardias personales íncubos de su abuelo.

Más acción, más magia, más sangre. El grimorio de la luna llena es el segundo libro de la saga Sexto infierno.

Link : El Grimorio de la Luna Llena

El fin del mundo está a punto de llegar.
El padre Bruno tiene que pasar las pruebas de un arcángel si quiere ser digno de impedirlo. Las brujas snake están intentando despertar una magia antigua y prohibida. Marta desafía a su matrona por el mando de la casa de la luna llena y tiene una visión de una mujer y un niño pequeño a los que debe ayudar. Arianhrod observa los posibles futuros y se da cuenta de que algo muy malo está acercándose.
El fin del mundo.
El día del juicio final.
El despertar de los antiguos dioses.
Sin embargo, tan solo un cura cristiano y un puñado de brujas y demonios estarán allí para impedirlo.
Sigue la acción, la magia y la sangre. El día del juicio final es el tercer libro de la saga Sexto infierno.

Link: El día del Juicio Final

Hablemos de literatura con Adella Brac

El tiempo es uno de esos ‘amigos’ que logra mitigar sensaciones con su discurrir, tanto las buenas como las malas. Por eso, hoy templo un poco cada una de las percepciones que me embargaba cuando empecé a preparar esta entrevista. No han sido unos días fáciles para ‘Desde El Redondal’, especialmente para la patrona de este barco de sueños literarios que un día nos invitó a subir a bordo y al que unos cuantos ya hemos convertido en nuestra casa. Lo que, además, consiguen personas como ella, tan cercana y sencilla, es un lazo de empatía más allá de la distancia que hace tuyo su dolor y también tuyas sus risas.

El destino suele enviarnos guiños en mil formas diferentes y, que en unos momentos así, fuera Adella Brac la autora a entrevistar me parece muy significativo. Porque Adella es una de esas autoras capaces de llegar al corazón de quien la lee, de tocar el alma y de la que guardo, casi tatuada, una frase que viene muy al cuento aplicar para esta ocasión: “Todos estamos rotos; la vida consiste en unir esos pedazos”. A veces el puzzle se hace complejo y hay piezas que parecen no encajar en ninguna parte porque son demasiado pequeñas, demasiado grandes, de complejas formas o porque la ‘rotura’ es significativa. Pero tienen su lugar, seguro. Lo acabamos encontrando, encaja y seguimos avanzando en esa nueva realidad. Pilar lo hará algún día, estoy segura.

Y ahora, como todos sabemos, la literatura es balsámica, leyendo, escribiendo, en todas sus vertientes, así que un poco de cura mediante una autora que, como decía, es diferente, algo que puede captarse en todas y cada una de sus novelas: Adella Brac. Lo resumo en una frase: he leído todo lo que ha escrito y seguiré haciéndolo porque Adella tiene una sensibilidad especial y hoy me apetece acercárosla un poco más. De inicio y como hago siempre, me encantaría que fuera ella quien se presente:

Soy escritora de fantasía juvenil. Amo las historias de personajes que buscan su lugar en el mundo y ayudo a la gente a escribir más y mejor con mis retos.

»En los últimos años me he ido formando en varios aspectos relacionados con el mundo editorial y ofrezco servicios de informe de lectura, maquetación y consultoría.

Foto de Adella Brac en Redes sociales

¡Ahí es nada! Supongo que es inevitable que cuando un mundo te apasiona (el literario en este caso), personas inquietas como Adella busquen ahondar en él en todas sus facetas y en este caso, mediante su generosidad, no solo el aprendizaje la ayuda a ella a que sus obras sean cada vez mejores, sino que pone su conocimiento al servicio de los demás. Buscadla si la necesitáis, no os vais a arrepentir.

La autora ya se nos ha presentado, pero yo soy de las que piensa que nada mejor que una obra para hablar de quien la creó porque ponemos mucho de nosotros en esas letras. Por eso me gustaría compartir con vosotros un fragmento elegido por la propia autora para que podáis conocer un poquito más, en este caso, ‘La Historia de Tilansia’. (Lo confieso, la favorita de entre las novelas de Adella).

—¡Vaya una manera de conocer a alguien! —dijo tendiéndole la mano para ayudarla a levantarse—. Por cierto, gracias. Me llamo Boje, pero puedes llamarme Bo.

—Yo me llamo Tilansia, pero no puedes llamarme Ti —contestó de malos modos.

Rechazó su mano y se levantó con torpeza.

Su chaqueta empezó a chorrear agua.

—¿Tú eres Tilansia? Te estaba buscando. —Su mirada subió desde los pies hasta sus ojos, inspeccionándola. Arrugó el rostro como si hubiese olido algo en mal estado—. ¡Pareces un pirata!

Ella levantó una ceja.

—Y tú pareces un maleducado. ¡No, espera! Creo que lo eres.


Fresco, ágil y llamativo. Hay mucho de eso en los libros de Adella Brac y si queréis saber qué más podréis encontrar en ellos, nadie mejor que la propia Adella para contarnos de qué están impregnadas sus páginas:

Magia, aventuras y un poco de amor. Me gusta cuidar mucho la redacción porque estoy enamorada de las palabras, pero nunca permito que el estilo desvíe la atención del lector. Las palabras deben ser una herramienta para contar una historia, no una manera de presumir de vocabulario.


Y es que el literario es un camino muy largo de constante mejora y aprendizaje, un camino que en el caso de Adella tuvo uno (o dos ) inicios muy especiales. La autora gallega nos habla de sus orígenes literarios así:

El primero, con once años, cuando decidí que quería ser escritora. Un tiempo después, cuando llegó el momento de escoger mi futuro profesional, asumí que nunca iba a llegar a ser tan buena como aquellos a los que admiraba, que nunca podría ganarme la vida como escritora, así que elegí otra profesión y aparqué la escritura.

»El segundo llegó veinte años después, cuando me di cuenta que no necesito ser una virtuosa de las letras para tocar el corazón de los lectores con mis palabras.

»Costó entenderlo, pero cuando lo hice, prometí no volver a cerrarle nunca más la puerta a mi sueño.

El largo camino del aprendizaje en la escritura – Imagen: mathey (Pixabay).

Adella tiene libros mágicos llenos de pasajes que enamoran, personaje que te conquistarán y mundos de ensueño, pero es que leyéndola no es difícil hacerse una idea. Dos mensajes importantísimos aquí: No necesitas ser el mejor para tocar el corazón de un lector, e importante la promesa: “no cerrarle nunca más la puerta a un sueño”. ¿Qué es la vida sin sueños? Más fáciles o más difíciles, son nuestro motor y es fantástico hacer de ellos el camino y no la meta (aportación personal, si se me permite).

Los orígenes, el camino, el fin. Como decía, aprendizaje constante y un continuo intento por mejorar, evolucionar y plasmarlo en las letras. A eso nos ayudan nuestros grandes referentes. Le he preguntado a Adella por algo así, un libro especial, inspiración, una luz guía en este complejo y apasionante mundillo:

Tengo varios que han sido especiales en distintos momentos de mi vida, pero puestos a escoger solo uno me quedo con «Robinson Crusoe», de Daniel Dafoe. Cuando acabé de leerlo pensé: «yo quiero hacer esto». Es importante porque fue el libro con el que supe que quería ser escritora.

Una de las ediciones de Robinson Crusoe

¿Y qué son las historias sin personajes? Pues nada, claro y en el caso de Adella, como os digo, ninguno de los suyos pasa inadvertido. Todos son capaces de llegarte mediante caracteres muy variopintos y marcados, directos al corazón. Así son los personajes de Adella Brac:

Como lectora y como escritora, amo las historias de personajes un poco rotos, un poco perdidos. Cada uno de mis protagonistas tiene algo que aprender.

»Y también algo que enseñarme, por eso les tengo especial cariño a todos.

Lola me enseñó que podía escribir sin presiones, solo por el placer de hacerlo. Bellasombra que podía publicar, que había opciones más allá del sistema tradicional. Tilansia me enseñó que podía hacer de escribir una profesión. Y Keera me demostró que podía dejar a un lado el ego para crecer como escritora creando una historia a cuatro manos.


Curioso y a la vez mágico lo que los personajes pueden enseñar, no solo a los lectores, sino especialmente al propio escritor, a aquel que los creó, pero doy fe de que son capaces de darnos auténticas lecciones y eso es un plus en las novelas que escribimos y leemos.

Una vez llegados a este punto, necesitamos saber más. Ya nos ha quedado claro que no es necesario exigirse ser el número uno para hacer disfrutar a los lectores (nos exigimos el máximo, claro que sí pero sin perder de vista el suelo). Ahora bien, en esa línea, me gustaría saber cuáles son las aspiraciones literarias de Adella Brac:

Escribir cada día un poquito mejor. Y publicar al menos un libro al año.


Claro y conciso. Y en esta línea futura, planteo: Adella tiene cuatro libros publicados (me llena de orgullo y satisfacción decir que uno de ellos, escrito a cuatro manos con una servidora – SPAM: La Biblioteca de los Libros Olvidados -CIERRO SPAM), pero como una aquí ya se los ha leído todos, necesito saber qué hay por delante, cuáles son los futuros proyectos de Adella Brac:

En un futuro inmediato; lanzar una plataforma de retos de escritura y publicar un libro con 365 disparadores creativos para tener ideas para escribir cada día durante un año.

»A medio plazo, primavera de 2021, publicar nueva novela de fantasía juvenil, #proyectoCantharella.


¡Casi nada! Dientes largos. Ya lo veis, tendremos libro pronto y, por si eso fuera poco, también plataforma de retos. Y es que Adella ya nos desafía cada mes en su blog con el reto 5 Líneas. Si no lo conocéis os sugiero que os paséis a echarle un ojo porque es genial para mantener despierto el gusanillo creativo. Y es que, como os decía al principio, Adella no se limita solo a escribiir sus propias novelas, sino a fomentar la creatividad, la imaginación y la escritura en todos nosotros.

Reto 5 Líneas de Adella Bac

Dos cuestiones inamovibles e innegociales antes de ponerle punto y final a esta entrevista. No puedo hacerlo sin preguntarle a Adella por su iniciativa #DiAlgoBonitoAUnaEscritora. Esta tuvo lugar hará ya unos pocos años y la respuesta en las redes sociales (concretamente en Twitter) fue tan abrumadora que llegó a convertirse en TT nacional durante varias horas, algo con un mérito incontable si tenemos en cuenta que le despelleje ajeno suele triunfar muy mucho sobre el elogio. ¿Cómo se te ocurrió esta iniciativa?

El oficio de escritor es solitario. Pasamos demasiado tiempo a solas con nuestros fantasmas y es fácil caer en la autocrítica feroz. Me di cuenta de que muchos damos más valor a las cosas malas que nos dicen de nuestros libros que a las buenas. Creo que porque lo bueno lo damos por sentado.

»Pero los comentarios positivos de nuestros lectores son muy valiosos, energía pura. Por eso lancé esa propuesta, #DiAlgoBonitoAUnaEscritora. Mi intención era repartir algo de luz y el resultado fue deslumbrante.


¿Es o no es Adella un ser de luz? Lo es, os lo dice una que, además de conocer a la escritora, conoce también a la persona. Entusiasta, inquieta, dulce y tranquila; un lujo para el mundo literario y para la parcela personal, en mi caso, al tenerla como amiga.

Por último y en consonancia con la particular cruzada en este blog de acercarle al mundo la literatura juvenil autopublicada, ¿quién mejor que una autora que consigue cosas tan potentes con sus novelas como Adella Brac para cubrir de argumentos a esos reacios reticentes a hincarle el colmillo a una novela juvenil solo por los (injustos) prejuicios que la rodean? ¿Y si encima es autopublicada? ¡Escuchadla! (Bueno, leedla).

Es cierto que todavía hay muchos prejuicios entorno a la literatura juvenil y especialmente, con la autopublicada.

»Creo que el camino es el que ya hemos tomado muchos compañeros; invertir tiempo y dinero para publicar nuestras novelas con calidad editorial.

»Confío en que en algún momento aquellos que tienen reparos se den cuenta de que la literatura juvenil no es exclusiva para jóvenes. Y de que pueden encontrar historias maravillosas en cualquier género.


Pues ya la habéis oído. Poco más que añadir. Espero que hayáis disfrutado de esta entrevista y, sobre todo, que os haya servido para descubrir -si no la conocíais aún- a otra pedazo de escritora de fantasía juvenil, autopublicada y con todas esas etiquetas que tanto recelo generan y ante la que solo teneís que rendiros para sucumbir a su ‘pluma’.

Aquí os dejo sus redes sociales para que podáis seguirla si os apetece:

Twitter: @adellabrac

Instagram: @adellabrac

Novelas publicadas por la autora gallega Adella Brac

Adella también tiene disponibles dos libros gratuitos en Lektu, un relato de fantasía y un libro que compila los microrrelatos de los usuarios que han ido participando en su reto literario 5 Líneas con motivo de su quinto aniversario.

De igual manera cabe destacar que la novela ‘La Leyenda de Bellasombra’ está disponible en inglés.

HABLEMOS DE MUNDOS FANTÁSTICOS Y AMORES ÉPICOS CON JESSICA GALERA ANDREU

Os contaba anteriormente que había hecho bajar a la Tierra desde esos mundos oníricos en los que suelen evadirse, a dos autores de fantasía amigos míos, para inaugurar la sección de entrevistas Desde El Redondal. Si Rubén andaba por el Olimpo con Calíope y Clio, nuestra autora de hoy tiene trato con Melpómene y Erato, porque guerrera es un rato (vaya, sin haberlo planeado me ha salido un pareado)

Antes de entrar en materia debo deciros que esta vez también hay regalito para 10, pues si no lo hago al principio, Terremoto Jess me va a volver del revés. Vale, ésta fue a propósito, un poco lamentable pero rima – ríe La Eremita que sigue sin saber cómo se ríe uno aceptablemente de forma literaria, sin escribir onomatopeyas o poner iconitos –

Sabemos por su web que Jessica Galera Andreu nació en Barcelona un 16 de Abril de… de… No, eso no os lo digo, lo leéis si queréis, pues soy firme partidaria de la solidaridad de género; la edad y el peso no se confiesan si una no lo desea. Taytantos. Eso es. Colaboró un tiempo con un diario deportivo, hasta que se decidió a dedicarse de lleno a escribir, por suerte para nosotros, sus ávidos lectores.

Tiene una máxima en su vida. ¿De Schopenhauer? ¿De Santa Teresa? Pues no queridos: ¡Del Príncipe! ¿de Maquiavelo? ¿de Felipe VI? Otra vez no, queridos: ¡de Bel Air!

Venga va, matizamos:

Nunca dejes que nadie te diga que no puedes hacer algo; si tienes un sueño, ve a por él”.

(En busca de la felicidad) – Will Smith. 

Así ya es otra cosa ¿verdad? Jessica tiene eso, es voluntariosa, una grandísima luchadora pero de risa fácil y sonrisas acogedoras, con un gran sentido del humor; estoy segura de que me permitirá esta broma sin regañarme demasiado.

La descubrí por casualidad en una de mis incursiones en Kindle Unlimited. Vi un libro de fantasía sobre ángeles titulado Letargo, de la saga Divano, y a pesar de mi reticencia con el tema, lo descargué pensando que podía devolverlo enseguida si no me gustaba.

Devoré la saga completa en pocos días, y a pesar de que era reacia a escribir comentarios en Amazon – aún no existía El Redondal como tal. Lo había abierto sí, pero lo abandoné a la tercera entrada y no lo retomé hasta Enero de 2020 – escribí mi opinión en aquella plataforma:

Realidades alternativas, muchos mundos en una sola historia… de verdad me encantó. Y cumplí lo de seguirla. Quién me iba a decir entonces que nos haríamos amigas y las charlas con ella se convertirían en algo tan bueno y cotidiano como el café matutino. Pero a pesar de ello, gracias a Dios, separo a la escritora de la amiga, y me dejo llevar por Jessica Galera, que no por Jess, a viajes por una cantería de mundos tan compleja como la de Trece Tronos, su nueva e increíble saga.

Finalmente me pongo en modo Literazzi (paparazzi literaria) y le incrusto a la señorita Galera la alcachofa-micrófono hasta la campanilla:

P: Buenos días Jessica comenzamos por tus inicios. ¿Cómo fue tu primer contacto con la Literatura de Fantasía?

R: Yo empecé a leer en la adolescencia y mi primer contacto fue con La Historia Interminable. De pequeña había visto la película y luego, leer el libro fue todo un descubrimiento. Por esa época le daba a los clásicos por una colección de estos que a mis padres les regalaron pero entrar en el mundo de Michael Ende fue otra cosa. Y desde ahí hasta hoy.

(Aquí la entrevistadora pone cara de poker, porque aunque el libro de Ende es de lo mejor que ha leído, la película le parece lo que vulgarmente se llama un truño de los épicos, pero prosigue impasible el ademán)

P: ¿Piensas que te influye algún autor de los considerados Grandes del Género?

R: Yo creo que nos influyen todos los autores que leemos, en una u otra medida, sean grandes o no. De todos te empapas de algo, coges lo mejor, aprendes. Y luego tienes que buscar tu propio estilo, tu propia voz, ser tú.

P: ¿Sabes Jessica? Siempre he creído que tienes pequeñas pinceladas del estilo de Sarah J. Maas e Ilona Andrews, pero es cierto que eres muy particular, especialmente en la manera de tratar los romances sin distinción de géneros. Dinos, ¿hiciste algún intento fallido antes de publicar tu primer libro?

R: El primer libro que escribí lo publiqué. Es ‘La Última Alianza’. Por aquel entonces (2009) fue en régimen de coedición, un tochete de 700 páginas. Tiempo después, rescindí contrato con la editorial y lo autopubliqué en dos volúmenes: ‘La Profecía’ y ‘El Último Rey’. Antes jamás me había propuesto escribir y mucho menos publicar. Era algo que me gustaba y no se me daba mal del todo en el colegio, pero jamás me planteé nada más allá.

P: Y ahora eres una autora muy prolífica con decenas de libros autopublicados. Tu cantería de mundos es compleja y variadísima. ¿Puedes hablarnos un poco del proceso de creación? ¿Es intuitivo, según surge o lo has imaginado antes?

R: Yo soy muy brújula escribiendo, aunque como me gustan las sagas largas, cada vez me toca más hacer de mapa para intentar que no queden cabos sueltos y que toda la trama que se abre, se termine cerrando. Con los mundos me pasa algo parecido. A medida que la historia va necesitando nuevas ciudades, reinos o tierras los voy creando sobre la marcha, pero luego, a medida que la historia crece, sí va tocando sentarse y reagrupar un poco, hacerse el mapa y estructurarlo.

P: ¿Tienes claro algún proyecto a futuro? (La Eremita ríe para sí misma, pues sabe que Jessica es un proyecto andante, no para de idear)

R: ¡Si fuera solo uno! Habitualmente mientras escribo una novela me bullen mil ideas para otras tantas más en la cabeza. En esta ocasión se da todo en el Universo Trece Tronos. Después de haberle puesto punto y final a la saga principal, me quedan por delante seis volúmenes más. Por lo pronto ni puedo ni quiero salir de este mundo. Tampoco me puedo imaginar ahora mismo escribiendo otra cosa.

Damos las gracias por su tiempo a Jessica Galera Andreu, La Jess, no sin que antes nos deje 10 ejemplares digitales de Dryadalis, el primero de la saga Trece Tronos, como regalo para los lectores del Redondal, que estoy segura os va a encantar.

Los enviaremos por correo en el formato que nos indiquéis a los primeros 10 que comenten este artículo con su mail (no es para spam, no os enviaremos nada más allá del libro a no ser que os suscribáis al blog).

Si viajáis a Noctia, manteneos alejados de la Via Negra.

Nos leemos el Miércoles que viene con otra entrevista que estamos preparando.

Saga Trece Tronos 2: Reo – Jessica Galera Andreu

Seguro que recordáis aquel anuncio de patatas fritas en que decían “¿a que no puedes comer solo una?” Eso es exactamente lo que ocurre cuando comienzas una saga de Jessica Galera Andreu. Ya me pasó con Divano. Con trece tronos voy por el mismo camino. Hasta las cinco de la mañana estuve ayer leyendo Reo sin poder parar. Estoy considerando seriamente pedir a la autora una indemnización por daños y perjuicios a mis horas de sueño, o, en su defecto, un antiojeras milagroso (algunos libros deberían llevarlo como regalo promocional en vez de un marcapáginas, y a fé que éste es uno de ellos)
Si en Dryadalis empezábamos a conocer las formas de vida de Luzaria y Noctis (o Átraro, como lo denominan sus habitantes), y a los personajes que van a acompañarnos durante los cuatro libros de la saga, empezando a entrar en materia, en Reo ya vamos a tumba abierta. La acción se sucede desde el inicio y no hay punto de inflexión. Caronte recorre ya en su barca la Vía negra hecha río en busca de su tributo en almas. Cada capítulo os impulsa a continuar al siguiente con ansias de conocer el desenlace, aunque disfrutando de cada paso o palabra que nos va a llevar a saberlo.
Un momento ¿dije saberlo? Ja. Sí, claro que llegas a saber una parte, pero al mismo tiempo se abre otra trama relacionada y aparecen nuevos personajes de los que dejan huella. Trece Tronos vuelve a dejaros sin aliento y con necesidad imperiosa de continuar hasta llegar a la conclusión.
Y los finales “galerianos”…. os voy a contar algo: quien dice que Ana Guerra es la Reina del hype, nunca ha leído a Jessica Galera. Cuando se pone en modo saga, no hay manera de cerrar un libro sin desear abrir el siguiente de inmediato. No da tregua. Ni al principio, ni en medio, ni al final.
Sinopsis de “Reo”
Una vez rota la Ley Común, el Muro de Caronte ha quedado sellado. Los noctis ya no son bienvenidos en Luzaria y tampoco los lúzaros lo son al Imperio de la Noche, pero algo sigue gestándose a uno y otro lado de la silenciosa mole de piedra, donde los secretos se destapan.
Adrien es incapaz de dejar de pensar en Tayr a pesar de todo lo ocurrido. June sabe que poner la verdad sobre la mesa llevará a su hermano a tomar la decisión más difícil de su vida, pero los acontecimientos se precipitan y Adrien está dispuesto a todo por defender lo que siente y a aquel por quien lo siente.
​Las monedas con las que se paga el paso a Caronte serán esenciales para moverse con ciertas garantías en un mundo cubierto de intrigas e intereses cruzados; no solo poque el barquero ha salido de paseo, sino porque todos desean hacerse con los arkanais; enemigos y aliados parecen guardar un fin común: Romper la maldición y la libertad de las terras del imperio. ¿Qué puede haber de malo en ello?
​”No hay peor cárcel que una mente atormentada ni mayor laberinto que un corazón roto”.
Adrien y June volverán a Noctis, y se reencontrarán con Resryon, Moran, Elain, Eugenne y Otanna, mientras aparecerán otros nuevos personajes fascinantes como Zarik, Lucilla y Tine. Todo ello mientras son vapuleados en guerras y traiciones que…. que nos os cuento más ¡a leer!
Los mundos de pesadilla de Galera son de lo más original que he encontrado en fantasía. Akiteria, la cárcel en la que Tayr/Resryon da comienzo a la aventura, me ha fascinado. Y sorprendido. Mucho.
La trama argumental importante sigue siendo el romance entre Res y Adrien, pero os puedo asegurar que no estamos ante un libro de romance. Ni de lejos aunque lo tenga. Es un libro de guerra, de traiciones, de egos superlativos, monstruos y leyendas. Y Amores de Sangre y Furia.
(Una apreciación personal: me encantaría que alguna vez la autora dejara a sus personajes limpios durante más de tres páginas. Siempre acaban cubiertos de lodo, tierra, sangre… así es la historia)
La saga continúa en:
Aunque yo voy a continuar leyendo de inmediato hasta terminar, como no puede ser de otra forma, ya tenéis suficientes elementos para decidir si queréis leer esta saga. Si lo hacéis os garantizo diversión y movida de la buena.
Os dejo los enlaces de kindle. Si estáis suscritos a Unlimited son gratis. Si no, no os cuestan más que lo que gastaríais en un par de cafés
 
 
Ah, me encantan las sagas. Me garantizan que algo que me gusta me va a durar algún tiempo, sobre todo cuando voy por la mitad.
No salgáis sin mascarilla que hay bichos.

Leer Más

Saga Trece Tronos 1: Dryadalis – Jessica Galera Andreu

Tenía muchas ganas de presentaros a Jessica Galera Andreu , y ya toca.
La descubrí en mi periodo de bruma literaria, por ese caprichoso azar que cantaba Serrat.
Veréis, cuando me suscribí a Kindle Unlimited , como podía leer todo lo que quisiera y borrar sin complejos (si buceáis un poco en El Redondal encontraréis un post llamado… bueno venga va, os lo enlazo para facilitaros el curro… La Biblioteca de los Horrores ) intenté leer tanta basura cuyo argumento me llamaba la atención que llegué a pensar en abandonar la suscripción y a creer que eso de los autores indies pues… era mejor ni volver a tocarlo.
Y entonces llegaron ellas. A saber: Diana Buitrago, una bilogía de Marta Sebastián con cuya historia me quedé, aunque no con su nombre, y los extraños mundos angélicos y realidades paralelas de Jessica en su saga Divano, que os recomiendo encarecidamente por su originalidad en un género en que se ha escrito de todo. No voy a escribir sobre ello porque hace tiempo y no lo tengo suficientemente fresco en la cabeza, pero os aseguro que me quedé con la idea de leer más de la autora.
No os voy a negar que puede calificarse de literatura juvenil o new adult, pero es absolutamente apta para los que ya dejamos muy atrás eso de ser “news” y sin embargo seguimos adorando ser exploradores de los Reinos que, cual dioses de sus propios mundos, crean los autores de fantasía.
Trece Tronos. Nada menos. Y tan llamativo es el contenido como el título. En la primera entrega de la saga, Dryadalis, conoceremos los territorios de Luzaria y Noctis, separados por el Muro de Caronte.
En Luzaria, regida por el Consejo de la Luz, viven los humanos, los feéricos y los elfos. Hay día y noche. En Noctis, donde gobiernan las 13 terras la emperatriz Liatli y su Consejo de Nyx, viven los seres de la noche, tales como brujos, vampiros, zombis, licántropos, nigromantes… y nunca hay día.
Las tensiones crecen en las 13 terras. La escalada a una guerra inminente que implicará a Luzaria es imparable.
Mejor os lo cuenta Jessica:

Humanos, elfos, feéricos y mareas conviven en la bulliciosa ciudad de Luzaria. Pero cuando el Toque de Queda suena, las calles quedan desiertas y en el oscuro barrio amurallado de Noctia, las puertas se abren: nigromantes, brujos, vampiros, licántropos y demonios pueden campar a sus anchas por la ciudad lúzara al amparo de la Ley Común, que justifica cualquier acción que lleven a cabo entre la medianoche y el amanecer.

Y es que lúzaros y noctis llevan años impulsando acciones con el fin de potenciar los lazos entre ambos mundos, separados solo por el enorme muro que encierra Noctia en su interior: el imperio de la noche. La Ley Común engloba también el denominado Intercambio.

June es una joven humana que pasará el próximo año de su vida viviendo en Noctia, mientras que Tayr, un enigmático brujo, lo hará en su casa, bajo su techo y junto a su hermano Adrien, cuya curiosidad hacia él crecerá al mismo tiempo que una incontenible atracción, pero. ¿Quién es realmente Tayr?

Los personajes centrales son sin dudas June, Adrien y Tayr, y aunque las aventuras y desventuras de June en Noctis resultan interesantes y sorprendentes para empezar a conocer la trama de la saga, en Dryadalis engancha la historia de Adrien y Tayr y su romance interracial.
Debo decir que me ha sorprendido la absoluta naturalidad con la que la autora nos hace vivir un romance entre dos muchachos. No es habitual en la literatura que un escritor aborde el tema sin pasarlo por encima en muchas ocasiones. Jessica no lo hace. Con ella vives el romance sin distinción de género, raza o religión. Y eso, en el mundo hipócrita que vivimos, es más que un valor añadido. Yo me he enamorado de Adrien y Tayr (aunque Adrien sea a veces un tonto a las tres y muy “fostiable”; si, tenía que decirlo)
Dryadalis acaba de tal forma que enseguida quieres tener acceso al siguiente libro de la saga, Reo, y de lo que en él acontezca informaré a vuesas mercedes en cuanto pueda.
Una sugerencia a la autora: revisar la edición. Hay algunos pequeños errores que deberían corregirse aunque no afecten a la lectura ni hagan daño a los ojos, no son ortográficos ni de estilo, pero te distraen y te sacan de la historia por unos momentos. Entiendo que debe ser cosa de la subida a Amazon, pero si pudieran evitarse… sería perfecto.

Os dejo el enlace de descarga para los que tenéis Kindle. Está incluído en Unlimited:

Dryadalis

Tapaos las cabezas que está cayendo la del pulpo en la capital del Reino.

  • Formato: Versión Kindle
  • Tamaño del archivo: 5726 KB
  • Longitud de impresión: 402
  • Uso simultáneo de dispositivos: Sin límite
  • Vendido por: Amazon Media EU S.à r.l.
  • Idioma: Español
  • ASIN: B07V77VH25

Tetralogía La Academia – Amelia Drake

Como hoy es Domingo, día de familia, y se que algunos de vosotros tenéis hijos o sobrinos que ya leen, hoy os traigo algo para ellos.
Si ya desde pequeños les hacéis entender que se pueden vivir millones de aventuras en los libros, y más variadas que en los juegos para la X-box y otras hierbas, ayudaréis a que nuestro futuro sea menos negro con las generaciones venideras, pues la imaginación, la cultura y el pensamiento libre no deben perderse en aras de la evolución tecnológica. Hay calculadoras, sí, pero se ha de saber sumar con la cabeza. Quien quiera entender que entienda. La humanidad no procede de una máquina, es la antítesis.
Los cuatro libros que componen la saga “La Academia”, de la cual os traigo dos, narran las aventuras y desventuras de Twelve, Doce, una niña de, efectivamente 12 años, criada en el Orfanato Moser de Danubia, y sus compañeros.

En la Institución Moser, los niños tienen o no nombre propio, pero todos tienen un número por el que se les conoce, como nuestra twelve, su mejor amigo Stephen Seventy, el malogrado niño prodigio Hugo Eight o la pequeña Ninon Five, de 5 años. Cuando llega el momento de dejar la Institución, los huérfanos, y todos los danubianos en general, pasan un examen para ser seleccionados por una de las dieciocho academias profesionales de Danubia : Servicio, Húsares, Orfebres, Alquimistas…
Un momento. ¿Dije Dieciocho? ¿Por qué va Twelve a la diecinueve? ¿Cómo es que nadie sabía de su existencia? Ella quería ser camarera y por tanto ir a la Academia de Servicio, pero es elegida por la más secreta de todas, porque ¿cómo una sociedad de bien iba a tolerar la existencia de una Academia de Ladrones? Esa es, efectivamente, la Academia Diecinueve, sórdida y peligrosa, donde nadie se fía de nadie sin sufrir las consecuencias ¿O tal vez se descubre que la confianza fué dada a personas equivocadas que se tenían por honradas?
La Academia nos cuenta la adaptación y el aprendizaje de Twelve en la Academia, cómo crece en vivencias y experiencia, muchas decepciones sobre lo que esperaba de la vida, o lo que se dice ver la cruda realidad, en un entorno repleto de curiosos personajes entre el alumnado y el profesorado, y siempre metiéndose en aventuras que no aburriran a vuestros familiares jóvenes.
¡Y a vosotros tampoco! Es como Harry Potter o la Historia interminable, quizá pensados para “niños” pero en realidad no tienen edad. Os animo a vivir en la Academia Diecinueve con Twelve y sus amigos Mathias, Lapo, Ninon, Cressida, Lobo, Rebecca… ¿dije amigos? ¿Tiene Twelve amigos?
¿Y quién es Amelia Drake, la autora? Esto nos cuenta la Editorial Siruela de ella :

Sabemos poco de la vida de Amelia Drake, ni siquiera tenemos una foto suya, aunque ella dice que no es demasiado alta, que tiene el cabello oscuro y una lágrima tatuada en la base del cuello. Amelia adora los libros, hasta tal punto que acumula más de diez mil volúmenes en el pequeño apartamento en el que vive. Escribe con una pluma estilográfica de latón que se ha fabricado ella misma, y conoce el lenguaje secreto de los ladrones. Durante mucho tiempo trabajó como camarera en un restaurante de lujo, y, mientras preparaba las mesas, sintió que tenía que contar una historia: la de Twelve y sus amigos en la Decimonovena Academia.

En realidad Amelia Drake es un duo de escritores italianos más que conocidos: Davide Morosinotto (autor de Nemo, el chico sin nombre) y Pierdomenico Baccalario (conocido por la saga Ulysses Moore)
Aunque el argumento parece un poco trillado, ya al final del libro I empieza a distanciarse de lo típíco, y empieza adquirir personalidad propia y única. Os dejo las sinopsis de los dos primeros. El resto llegará cuando los lea.
Libro I

La Academia es el comienzo de un clásico moderno en la línea de las grandes sagas de aventuras que ha cautivado ya a miles de lectores. Twelve tiene doce años y nunca ha salido del orfanato Moser, a las afueras de la gran ciudad de Danubia. No sabe quiénes son sus padres y ni siquiera tiene un nombre, solo un número, Twelve, por haber sido la duodécima huérfana de su año. En Danubia hay dieciocho academias: la de los Músicos y la de los Alquimistas, la de los Escribas y la de los Sirvientes… El sueño de Twelve es entrar en la Academia de los Sirvientes y convertirse en camarera, quizá la encargada de recibir con un uniforme impecable a los invitados en una de las mansiones de la ciudad. Tras un extraño examen de acceso, llega el momento de que Twelve salga del orfanato y haga realidad su sueño. Pero el carruaje en el que viaja acaba en el río a causa de una explosión y ella termina en una academia muy distinta que ni siquiera figura en los registros de la ciudad: la Decimonovena Academia. En la gran ciudad de Danubia, en una isla deshabitada, se esconde esta escuela prohibida que nadie conoce. Y Twelve ha sido elegida para formar parte de ella.

Libro II

No quieren ponerte a prueba. Ni tampoco castigarte. Quieren destrozarte. Porque escapaste de la Academia y luego decidiste volver: has violado todas las reglas de este lugar. Y ahora no saben qué hacer contigo. Eres peligrosa para ellos. Y para nosotros. Quieren mantenerte alejada de nosotros. Te temen. Y tú tienes que demostrarles que hacen bien teniéndote miedo. Es más, que todavía no han visto nada. En la gran ciudad de Danubia, todo el mundo piensa que Twelve ha muerto. Pero en realidad ha sido reclutada en la Decimonovena Academia, la Academia de los Ladrones, en donde se enseñan asignaturas como Espionaje, Allanamiento o Historia del Crimen. Y en donde nunca puedes fiarte de nadie. Aun así Twelve no tiene miedo. Está preparada para afrontar el examen al que tendrán que someterse ella y sus compañeros: un recorrido imposible por los tejados y los callejones más oscuros de la ciudad, en los que deberán volverse invisibles para escapar de los guardias de Danubia o de un destino aún peor… Twelve está decidida a aprender todas las artes del crimen y ser la mejor alumna que ha pasado por la Academia. Y nada podrá detenerla.

Autor : Amelia Drake
Libro I  1ª Edición 2016 – 232 páginas
Libro II 1ª Edición 2018 – 260 páginas
Disponible en papel y ebook